Error
  • JUser: :_load: Unable to load user with ID: 982

Log in

La decadencia y la perversión humana (3a. parte).

Los cinturones de pobreza que se ubican en las afueras de las grandes ciudades así como las calles son los principales proveedores de infantes, aunque también promueven el acceso a este submundo la falta de alternativas, la permanencia ilegal en un país, incluso tristemente la venta por parte de los padres a cambio de unos cuantos centavos, los daños y secuelas de los menores son dramáticas, además de la violencia física que atenta contra su integridad y su vida está la vulneración de otros derechos fundamentales como son el de disfrutar una niñez plena, gratificante y feliz y el de ser capaces de desarrollar en el futuro una vida plena, productiva y digna tanto en el plano físico como en el psicológico, espiritual, moral y social, los sentimientos de vergüenza, culpa y baja autoestima así como la desesperanza y la depresión seguramente le impedirán desarrollar una vida normal y facilitaran la reincidencia en la edad adulta en esas actividades (continuará).